Tras 50 años de trayectoria musical, Black Sabbath anunció su adiós definitivo. El grupo publicó una imagen en Twitter con el hashtag #TheEnd donde se confirmó la separación. Estos después de los rumores que se generaron acerca de la posible continuidad de la banda.

Aquel murmullo salió a raíz de que la banda finalizara su gira mundial de despedida -que les tomó más de un año- “The End”. Tras el concierto final en Birmingham, en febrero pasado,  Tony Iommi generó incertidumbre entre los seguidores cuando en una entrevista no descartó el fin del grupo, abriendo la pequeña posibilidad de que algo pudiera suceder ne el futuro.

«No creo que hayamos descartado nada, además de que yo ya no quiero hacer más giras. ¿Quién sabe? Podríamos hacer algo. No hemos hablado de eso. Pero creo que algo podría pasar en algún punto».

Estos comentarios de Iommi quedan finalmente desestimados. Por otro lado,  Ozzy Osbourne ha confirmado que continuará con su carrera de solista así que lo seguiremos viendo durante un tiempo más.

Es así que la banda cierra un ciclo no solo en su historia sino en la del rock mundial. Los inventores del heavy metal se retiran en lo más alto y con todos los honores. Y aunque nos apene la idea, vale recordar que es mejor un gran cierre de despedida, que nos haga extrañarlos y recordarlos por todos los buenos momentos que esperar a que les llegue el desgaste. Adiós y gracias, Black Sabbath.